Skip navigation

Daily Archives: marzo 7th, 2011

Pulso crítico

J. Enrique Olivera Arce

Al recibir la estafeta en la conducción nacional del PRI, Moreira comentó que Fidel Herrera Beltrán tendrá un lugar en el Comité Ejecutivo Nacional que preside. Mala señal para un priísmo que agita la bandera del buen gobierno, toda vez que se  deja un resquicio por el que habrá de colarse el ex gobernador para seguir interviniendo negativamente tanto en la vida política como en la administración pública veracruzana.

Lo anterior posiblemente no se valora por el recien estrenado Presidente del CEN del PRI, quien de hacer efectivo lo por el anunciado en Querétaro, antepondrá la amistad con Fidel a un necesario respaldo a Javier Duarte de Ochoa para, de una vez por todas, éste pueda sacudirse la influencia de su mentor y gobernar en paz, aplicando su propio criterio y personal estilo de conducir los destinos de Veracruz, contribuyendo así a la fortaleza de su partido y pesar en el proceso electoral del 2012.

De cumplirse la amenaza del ex gobernador de Coahuila, el Dr. Duarte de Ochoa  estará obligado a buscar contrapesos en el bando contrario, dejándose envolver  por el nada generoso cerco que ya le tiende un Felipe Calderón Hinojosa que bien sabe de la principal debilidad del actual gobernador de Veracruz: el iniciar una administración endeudada y con arcas públicas en bancarrota.

En nuestra aldea, con ligereza mediaticamente se afirma que el Dr. Duarte de Ochoa está mostrando eficacia en su propósito de recomponer la relación con el gobierno federal, estrechando cercanía y lazos de amistad con Calderón Hinojosa. Considerándose como buena señal el que los más destacados miembros del gabinete presidencial tomen a Veracruz como pasarela, ofreciendo al gobernante veracruzano las perlas de la virgen. A mi juicio, es todo lo contrario.

Si de algo puede hacer gala Calderón Hinojosa, es su capacidad probada como operador político y se está aplicando con éxito en Veracruz. El acercamiento y muestras de amistad y respaldo es de Calderón para con Javier Duarte de Ochoa y no a la inversa; el gobernador veracruzano está aún demasiado tierno como para percibir y evitar el cerco que se le tiende desde Los Pinos, aunque su presunta debilidad reside más en el tigre maltrecho que heredara que en su corta experiencia en las lides políticas. En su momento, Vicente Fox actuó de igual manera, calibrando la egolatría y soberbia de Fidel Herrera Beltrán,  le jugó el dedo en la boca al entonces gobernador de la entidad veracruzana, chucha cuerera que en política dice saberse de todas, todas.

No olvidemos que Vicente y Martha pasearon a su antojo a lo largo y ancho de Veracruz, ofreciendo todo aquello que mediáticamente beneficiara en lo local al gobernador, para que, a la larga, le pintaran un violín, como fuera el caso del famoso “Proyecto Fénix”, entre otros ofrecimientos no cumplidos por la pareja presidencial.

En el tablero y con vías al 2012, Calderón sacrificó a su alfil, dando por derrotado en el TRIFE a Miguel Ángel Yunes Linares -¿a cambio de qué?- bajo el supuesto de que Javier Duarte sería un frágil cordero a su merced, sometido al chantaje por los excesos de su antecesor y dependiente de lo que bien a bien, en montos y oportunidad, tenga en gana el gobierno federal aportar al presupuesto estatal; asegurando desde Los Pinos campo abierto al panismo para sus propósitos electorales en el futuro cercano. Es así como percibo el escenario dentro del cual se mueve nuestro novel gobernante.

Lo cómodo y “políticamente correcto”, sería coincidir de dientes para afuera con la generalidad, exaltando la fortaleza, que no es tal, por ahora, del gobernador Duarte de Ochoa en los primeros cien días de su administración. Pero no puede soslayarse que para un intento serio de análisis, el halago no modifica la realidad. Fidel Herrera Beltrán, hoy aspirante a una senaduría en el 2012, es una serio inconveniente para el gobierno de Javier Duarte de Ochoa y así lo debería considerar el presidente del CEN del PRI, si acaso conociera de cerca la historia reciente de nuestra aldea. Tampoco puede hacerse de lado que los torcidos propósitos de Calderón Hinojosa en su acercamiento y apapacho a quien hoy gobierna a los veracruzanos, no son precisamente los que podrían animar a la “madre Teresa”.

pulsocritico@gmail.com

http://pulsocritico.com

http://pulsocritico.wordpress.com

http://www.gurupolitico.com

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 482 seguidores

%d personas les gusta esto: