Skip navigation

Pulso crítico

J. Enrique Olivera Arce

Ante la incapacidad manifiesta de los gabinetes, legal y ampliado, de la administración pública veracruzana para darle uso  con visión, inteligencia y criterios de racionalidad al Agrocentro Siglo XXI (elefante blanco del alemanismo mejor conocido como “el armadillo amarillo”), el gobernador Herrera Beltrán propone al congreso local autorice transferirlo  a título gratuito a la sociedad mercantil “Operadora del Proyecto de Desarrollo Automotriz.


agrocentro

El mal ejemplo de Calderón Hinojosa cunde. Si de desmantelar al Estado se trata, en Veracruz Fidel Herrera hace lo propio. Bajo el pretexto de que la mencionada empresa  dará a empleo a 5,000 personas y venderá tractores baratos a los agricultores, propone regalar a la iniciativa privada un inmueble que es propiedad de todos los veracruzanos.

A casi  cinco años de distancia, el gobernador reconoce que no ha habido forma de dar al agrocentro un empleo útil y redituable, social ó económicamente. “Le he buscado por todos lados, con empresarios del sector turístico que terminaron instalándose en Veracruz y en Xalapa, con las organizaciones del sector campesino que prefieren seguir en la ciudad, con las organizaciones religiosas de todas las denominaciones. Le he buscado con todos, hasta con los de las garnachas de Rinconada y no se ha podido”, admitió.

Lo más lamentable del caso es que el “armadillo amarillo” cuenta con una importante infraestructura agrícola, que la más elemental lógica indicaba que debería destinarse a un centro de investigación y extensión en beneficio de los hombres del campo y que bien pudo haberlo implementado la Universidad de Chapingo, la propia Universidad Veracruzana o la Sagarpa, antes que dejarle perder y ahora pretender obsequiarlo a la iniciativa privada para fines muy distintos para los que fue creado.

Fidel Herrera se cura en salud. “Si un solo diputado se opone, doy marcha atrás a la solicitud”.

Esto en el marco de un pretendido proceso de evaluación del quehacer de los servidores públicos de primer nivel, que debió implementarse desde el inicio de la actual administración y no al final del sexenio. La solicitud de transferencia “a título gratuito” de un inmueble potencialmente útil, patrimonio de todos los veracruzanos y no del gobierno del estado, basta para calificar la ineficiencia tanto de los secretarios de SEDARPA como de SEDECOP o Turismo y Cultura, así como de quien los empleara. Siendo este último quien “le buscó con todo” para darle uso, incluyendo el establecimiento de “la catedral de la garnacha” con fines turísticos. Sólo le faltó intentarlo con los “Voladores de Papantla”.

La pelota está ahora en manos de la diputación local, igual de ineficiente e ineficaz, que seguramente ya cuenta con la consigna de dejar hacer dejar pasar,  para que el gobernador del empleo incremente la cuota de población ocupada con la incorporación de 5,000 trabajadores que diariamente viajarán de Xalapa o Cardel a su centro de trabajo.

Vaya manera de la IP de clavarle el diente al patrimonio estatal aprovechando ineficiencia y triunfalismo gubernamental. De gorrita café y sin el menor esfuerzo,  agradecerá el obsequio seguramente intentando poner en práctica competitividad, productividad y explotación de mano de obra barata “en beneficio de todos los veracruzanos”. Aparte de los empresarios chinos, ¿Quiénes serán los beneficiarios nacionales de la pretendida “transferencia a título gratuito?

pulsocritico@gmail.com

http://pulsocritico.com

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: